Un Poco Más

Escucha el podcast: Un Poco Más

Fue un lunes por la tarde, llegué al estacionamiento de 5 niveles. Estaba abarrotado. Costó trabajo encontrar lugar, pero conseguí estacionarme. Salí y al pisar el césped sentí el ambiente juvenil que caracteriza a un campus universitario. A mi lado izquierdo, mientras caminaba, una cancha de futbol con pista para correr al lado. Jóvenes participando en sus distintas disciplinas. Me recordó mis tiempos de estudiante en la esplendorosa Ciudad Universitaria.

Entré al auditorio y vibré con el entusiasmo y alegría de jóvenes que se encontraban sentados ordenadamente, al fondo las sillas para los papás y familiares en general. ¡Qué emoción! Todos los asistentes con una enorme sonrisa de satisfacción y alegría. El evento denominado Excelencia Académica nos convocaba para ser testigos de la entrega de reconocimientos a quienes en el semestre anterior habían superado el promedio escolar de 95 puntos sobre 100.

Observé 240 sillas para estudiantes objeto del reconocimiento. El evento dio comienzo con un discurso de una alumna premiada que habló a nombre de sus compañeros. Pasaron los estudiantes en perfecto orden y acomodo, sin tiempos perdidos. Al final, otro discurso, ahora del decano que habló a nombre del profesorado. Después un cocktail en honor de los premiados. Evento breve y puntual.

Seguir leyendo

6 Pilares del Vendedor Exitoso III

Escucha el podcast: 6 Pilares del Vendedor Exitoso III

En los posts anteriores hemos hecho referencia a cuatro pilares que denominé confianzas: la confianza en uno mismo (tu sello personal), la confianza en tu empresa (la institución que representas), la confianza en tu producto (ese “algo” de lo cual nos quieres convencer) y, por último, la confianza en tu mercado (es el “foco” al cual te diriges). Esas cuatro confianzas son auténticos pilares que sostienen a un vendedor exitoso, pero nos faltan dos más.

  1. CONFIANZA EN TU MÉTODO. ¿Cómo te acercas a las personas que deseas convencer? Después del primer acercamiento, ¿qué haces? ¿Cómo consigues que la otra persona haga o crea lo que pretendes? Finalmente, la venta no es más que un proceso de persuasión. La persuasión no es más que un proceso de ventas. Hablar de vender es hablar de persuadir y hablar de persuadir es hablar de vender, ya sea tu idea o un producto, o mejor aún, venderte a ti mismo (¿te aceptarán?).

¿Has tenido novia o te has casado? Te invito a recordar todos los esfuerzos que llevaste a cabo para lograr tu conquista. Bien vestido, cuidadoso de tus palabras, espontaneidad, simpatía, algunas flores o regalos, en fin, todo aquello que te permitía obtener lo que pretendías.

Seguir leyendo

6 Pilares del Vendedor Exitoso II

Escucha el podcast: 6 Pilares del Vendedor Exitoso II

 

Hemos hecho referencia a la CONFIANZA No.1 que es la seguridad en uno mismo, el aplomo, la autoconfianza. En una relación es importante trasmitir cordialidad y afecto, demostrar aceptación para lograr aceptación. Ello requiere cumplir con la primera de las confianzas.

2. CONFIANZA EN TU EMPRESA. Es frecuente escuchar a vendedores decir “tengo la camiseta de mi empresa bien puesta”. No basta, es necesario sudarla. Por otro lado, necesitamos que el vendedor tenga bien puesta, primero que nada, su propia camiseta, que sienta orgullo por ser quien es. En general, los vendedores exitosos tienen un ego muy grande, se sienten divinas garzas. Les gusta vedetear. Ello no es malo, así son, así deberían ser.

Vayamos a un ejemplo ilustrativo. Nuestro admirado y reconocido Hugo Sánchez, el mejor jugador mexicano de todos los tiempos. Comenzó con los Pumas, tenía la camiseta de Pumas bien puesta. Se fue al Atlético de Madrid y fue goleador, ganó un Pichichi, tenía la camiseta del Atlético bien puesta. Se fue al Real Madrid donde también fue goleador y ganó cuatro premios Pichichi como campeón de goleo de la Liga Española, sin duda tenía bien puesta la camiseta del Real Madrid. Después estuvo en otros tres clubes. Conclusión, Hugo Sánchez siempre tuvo la camiseta bien puesta, sí, pero la de Hugo Sánchez, ese es el denominador común. Ése es el sello de los triunfadores. Primero, su propia camiseta, en carne viva.

Seguir leyendo